--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

domingo, 30 de agosto de 2015

Lo que ocurre es que casi todos desprotegen, descuidan, maltratan u odian la razón-ética -si no, en el mundo nada irracional tendría viabilidad- y,  al momento, se van a su TÁCTICA para salvar cada uno su imagen o su culo o su máscara. Los que manipulan, los que "informan", aun son los que más recursos tienen para -sin ejemplaridad- formar su táctica, y se mantienen más en el poder mediático con sus privilegios, con sus mentiras que lógicamente les garantizan -base- todo eso.
Porque a lo claro no pasar de lo esencial es...  RECONOCER (atender,cuidar...); y eso no, ya no les interesa mucho, mejor prefieren preparar su buenismo y sus rollos muy escenificados en los medios contrainformativos. Y descuidar eso (la instrumentación del bien) es maltratar tantos niños que hay y a su futuro que les preparas.

1 comentario:

José Repiso dijo...

La verdad está hecha para nunca negar ni anular (censurando, prohibiendo, etc) la realidad; por eso siempre es limpia a juego limpio e infinitamente ética, ya duela a los antiéticos, éstos la califiquen de agresiva o también de deportista o de dura o de rumbera (¡qué más da!).
-----
Lo que molesta no es la luz,
sino lo que molesta es lo que la niega; lo que no la quiere por un interés suyo o arbitrario o corrupto
(sí, a conveniencias o a caprichos testarudos, creándose oscuridades-injusticias)