------Tu alma es lo que ayudas, y tu crueldad lo que impides

martes, 15 de septiembre de 2015

OBEDECER es aceptar, respetar (dejar como tal) o aprobar que lo que están haciendo debe seguir e incrementarse.
NO OBEDECER es ya parar los pies a quien sea a favor de respetarte a ti mismo por tu dignidad y a favor de todo el posible bien (ya librado de la supeditación que tenga al mal). http://manipulacionqueseayuda.blogspot.com.es/
Si un bien está supeditado al mal, es más mal que el bien que ya se ha librado del mal con una autodefensa reprobable (pues la no-violencia plena no existe, el ya pensarlo es algo irreal, estúpido o irracional). La oveja del bien, para que realmente siga siéndola, obligatorio es que a por todas se proteja del lobo -¡lógico-.

No hay comentarios: