--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

jueves, 1 de noviembre de 2012

¿Qué se sobreprotege?

Pues, claramente, lo que quieren los grupos, los poderes, las religiones y su dogmatismo, el mercado,  las bolsas, los bancos, los mediáticos o, en definitiva, la sinrazón.
¿Se sobreprotege a la parte mayoritariamente pobre? Pues ¡no; objetivamente ¡no! ¿Se sobreprotege al espectáculo, a la adoración de la imagen y al manipulador? Pues ¡sí!; objetivamente ¡sí!

2 comentarios:

José Repiso dijo...

¿Cuál es tu responsabilidad?
Pues toda, en cuanto a consentir y a ayudar de una u otra forma a eso, incumpliéndola casi toda.

José Repiso dijo...

Y ¿cómo contestarías?, pues a sinrazón, a conveniencia o a justificaciones injustificables y a cara dura como el cemento.

Con decir que todos se declaran o se apuntan a que son ecologistas pero, en la práctica -que es en donde se demuestra la verdad- ninguno ha reducido la emisión de CO2 a la atmósfera y otras tantas cosas.

----

¿Defiendes al que se esfuerza por la razón? -puesto que toda justicia, libertad o progreso están basados en la razón- Pues ¡no!
Entonces, ¿qué total falacia o alma vendida de responsabilidad cumples?


Si educas a desproteger al que demuestra y al que es coherente, siempre ayudarás al más pillo o corrupto, al sinvergüenza, ¡siempre!, lo quieras o no lo quieras porque... ya estás PREDISPUESTO "con otra condición".