--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

martes, 17 de septiembre de 2013

CUANDO SE SOBREPROTEGE ALGO MUCHO -por intereses de poder o de sinrazón mediática-, LO DEMÁS QUEDA POR DEBAJO DE LA DIGNIDAD MÍNIMA, DESATENDIDO U OLVIDADO.
Así que, desde el poder, defender a unos -a toda costa, a sin reprobación alguna o mimados con el trato de que no cometen errores- es un abuso mismo de poder, un dirigismo impuesto e indigno.

Y, cuando se sobreprotege por capricho un tipo de economía, las otras -más naturales- tienden ya a desaparecer.
La sobreprotección siempre tiene como consecuencia: una u otra injusticia; porque todos los recursos éticos son recursos de cuido que, si se dirigen sólo a un privilegiado o a una manía económica, SIEMPRE DESCUIDAN lo demás.

2 comentarios:

José Repiso dijo...

¿Qué mueve los hilos de tu vida?, ¿dinero, poder, imagen, protagonismo, soberbia, pillería de censurar lo que importa, estupidez, apoyar a lo mismísimo? ¡DAS ASCO! ¡A DIOS DAS ASCO!
----

Si se consiente un esclavo, ya se consiente la esclavitud; si se consiente una bofetada a tu esposa, ya se consiente lo siguiente en cualquier maltrato; si consientes la mentira en un gobierno, ya le estás aprobando el todo vale en adelante.

José Repiso dijo...

La salud de la naturaleza o de la economía que se hace en esa naturaleza es como la salud de cualquier persona, en donde tienen prioridad el sistema inmunológico y los recursos naturales -no manipulados- de esa persona. Eso es una base científica, que ya los muy informados y sensatos saben.