------Tu alma es lo que ayudas, y tu crueldad lo que impides

viernes, 3 de julio de 2015

CÓMO ENGAÑAS AL BIEN O LO EXTERMINAS OBJETIVAMENTE:
Si tú bien te consideras defensor de la dignidad (porque lo demuestras); pues, si te dejas alguna dignidad atrás (sin defender),  demuestra eso que no eres en verdad un defensor de la dignidad (engañándote a ti mismo y a los demás).
Tú propia dignidad no se debe dejar atrás, ni por modestia ni por excusa
Si tú bien te consideras defensor de los animales (porque lo demuestras); pues, si te dejas alguno atrás (sin defender), demuestra eso que no eres en verdad un defensor de nada, sino un FALSANTE.

1 comentario:

José Repiso dijo...

Los valores éticos y la permanencia de la razón por encima de lo irracional, de la barbarie o de lo desequilibrado, es un jardín que todos los días hay que cuidar; pues bien, me he pasado todos los segundos de mi vida cuidándolo yo solo cuando, por obligación, son todos los que lo tienen que cuidar y demostrar que lo cuidan. Con eso, en España no vale la razón, no vale la ética y no vale el corazón; por lo tanto, el jardín lo han ensuciado demasiado, me lo han llenado demasiado de... mierda. Monstruos sin alma peores que asesinos.

El bien es un deber y obligación ética diaria, no de un ratico y sacarlo en los medios para engañar, no que el otro reciba esas consecuencias.

1 de abril de 2014