------Tu alma es lo que ayudas, y tu crueldad lo que impides

viernes, 6 de junio de 2014

La mirada hacia el Sol siempre te la diseña -manipula- la sociedad, pero el Sol no,  porque eres tú quien tienes cerebro suficiente para conocerlo y aceptarlo.
Sí, la sociedad te enciega a través de intereses creados (prejuicios) y fanatismos (defensas a "porque sí"). Tu mirada está dirigida por tales intereses y fanatismos hasta que renuncias a ellos, igual que el que renuncia -por mandato natural- a superar ignorancias.

2 comentarios:

José Repiso dijo...

Todo ser vivo conoce su medio, que -por eso- se adapta.

Es fruto del medio; por lo tanto, el medio le ha dado -por ser su consecuencia- todo lo que necesita.

José Repiso dijo...

Pero los intereses de ceguedades de la sociedad actúan condicionando o limitando las capacidades a un ser vivo, lo mismo que nosotros condicionamos a los animales sus instintos y los hacemos domésticos.

Paradójicamente, encegamos nuestros ojos, miramos con condiciones que la sociedad impone. La mayoría de las veces esas condiciones son intereses dominantes, caprichos de dominio o de manipulación y sinrazones en rentabilidad grupal.