--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

jueves, 1 de junio de 2017

Todas las infraestructuras, montajes, privilegios, falsas justicias, protagonismos incesantes de manipulación, buenismos acaparadores del pan de los demás, etc.(que conllevan siempre maldad en objetividad e imposición, puesto que solo impone el "porque sí"), la ética se ve en el deber ineludible de derribarlos, sí o sí, sin excusas y sin ningún tipo de miedo a lo es producto de la falsedad.
Eso es una verdad como un templo y, el que también es ético, siempre ha de ayudar al que aclara estas cosas esenciales (entre tantas turbiedades o maldades) o demuestra razón.

2 comentarios:

José Repiso dijo...

"No importa cuantas palabras sagradas hayas leído, no importa cuantas has dicho. No sirven de nada si no actúas de acuerdo a ellas". Buda.

LAS PALABRAS, SI QUIEREN SERVIR A LA VERDAD-LIBERTAD-HONESTIDAD, no pueden ir ornamentadas de mentiras, de rodeos o de enturbiamientos, sino solo de directa verdad y de directos brillos de realidad (lo mismo la política, la poesía,etc, sin ornamentos que ponen cómodo al poder para recibir clonación de condescendencia y premios).
El vocabulario (el que no es aceptado a conveniencia por el hipócrita-corrupto) es lícito, honesto, bueno o justísimo si va dirigido no callar ni esclavizar a la verdad; y ha de ser lo más acusatorio si acusas sin teatros a injusticias, ni más ni menos. Al que le guste darles ornamentos de mentira a la verdad, pues ¡miente como un miserable bellaco o vendido!

22 de diciembre de 2013

---

El bien jamás admite indiferencias (ni excusas ni frivolidades): o lo proteges o lo matas.
Es igual a tu salud, o es igual a la razón-ética, o es igual al medio ambiente.
Tú proteges al bien (o al que aporta razón-ética) o lo matas; así solo es eso o así solo funciona objetivamente.
http://luchartieneunsentido.blogspot.com.es/
Si tú atiendes primero al que confunde, al que mediatiza la confusión o la sinrazón o al que impide reconocer la razón-ética,¡ya estás impidiendo la razón-ética-bien!, sí, ¡tú eres un monstruo! por mucho que salgas en la tele, te respaldes cobardemente de lo dominante, de poderes o de sinrazones, así es, digas lo que digas con tu pillería manipuladora o te guste o no te guste a conveniencias


Defender LA VIDA
conlleva miles de acciones.
Defender la RAZÓN
conlleva miles también de no amparar complicidades;
pero honesta, lamentablemente y por ética, sí, sin pisotear a la misma verdad,
ningún intelectual español lo hace en desvergüenza,
ni me probará que defiende la razón un solo segundo, sí, eso es triste y escalofriante,
y
¡es la triste realidad!

25 de octubre de 2013

José Repiso dijo...

Las mentiras contagian a todos siempre,
porque son connaturales a las costumbres
y a las servidumbres a cualquier poder (por su protección-estabilidad),
¡siempre!


La verdad, en cambio, se tiene que romper los huesos para ganarse a alguien

---

El callar o el confundir la indecencia
es la mayor indecencia
El callar o el confundir la sinrazón
es la mayor sinrazón
El callar o el confundir la injusticia
es la mayor injusticia.

---

Si tú vas echando al mundo confusión-corrupción-mierda de impedir al que demuestra, significa eso que, el que quiere ver el-su mundo limpio, tiene que quitar TU MIERDA.

---

Proteger a la demostrada verdad (con las reglas limpias de la razón) es la esencia del bien, no otra cosa que imponen "los mismos de siempre"

5 de noviembre de 2016