--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

jueves, 22 de julio de 2010

Cárcel: únicamente privación de libertad social, no de derechos humanos o de dignidad humana
.
El capital busca ávidamente ganancias para el origen de ese capital

1 comentario:

José Repiso dijo...

Lo que nunca necesita el mundo es "confundidores", lo que no necesita las injusticias es "manipuladores" para que permanezcan las mismas o más reglas de las injusticias -sino justo lo contrario-, lo que no necesita el conocimiento -racional- es unos que dicen lo primero que se les ocurre (cosas que las puede rebatir un niño de cinco o diez años, ¡seguro!) porque dependen directamente de intereses parciales y de partidos (y lo que dicen, aunque irracional, les sirve, ¿comprenden por qué un niño puede rebatirlos como "el no hay crisis", "nosotros ayudamos al gobierno" porque se gobierne mejor tal crisis, etc.).
He ahí el tertualismo sinvergüenza, cabezadura, de cuatro o cuatrocientos que ya son adictos a ese espectáculo de sus inventadísimas o propias mentiras, en una u otra cadena, de tal o cual ideología o incluso de religiones pancarta con sus indudables cargas políticas, en radio nacional, en Salvaculos, en EsegatodetuPmadre..., ya para crear nuevas injusticias, nuevas seudocausas de lucha, claro, imaginarias, nuevos problemas (porque "de un tonto sale un ciento" -proverbio-, y ¡qué cierto! venido al caso).