--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

domingo, 30 de abril de 2017

Ninguna verdad debe estar supeditada a una mentira (pues dejaría de ser verdad) ni a ningún poder, sea cual sea tal poder (económico, político, mediático o de influencias, de dictado corporativista, de dictado institucional, de dictado tradicionalista, religioso, etc.) de instalar a contrarrazón algo; por eso, se ha de luchar contra cualquier mentira por muchos adectos-seguidores-vendidos que tenga, sí, sin darle un favor siquiera a una (o sea, un favor de dejarla pasar o de debilidad ante ella o de disfrazarla o de no descalificarla en coherencia ineludible a la precisa repulsa de lo antiético).
Las cosas como son; y ninguna verdad debe temer a alguna mentira, aunque a tal mentira la sobreprotejan miles de miles (sí, porque en suma esos van sobreprotegiendo al mal-sinrazón o a la mentira). Sobreproteger al mal es siempre  lo peor,  no lo hizo ni el diablo (pues no contaba con múltiples instituciones que lo hagan)
Los prejuicios constantes, los enturbiamientos por intereses de poder y los fanatismos a una fijación de lo sobreprotegido por conveniencias mediáticas o de líneas de poder infranqueables racionalmente, hacen una sociedad intoxicada totalmente de mentiras.

3 comentarios:

José Repiso dijo...

Si confundes el camino (porque jamás ayudas al que aclara) tú jamás das al mundo camino, sino abismo.

---

A algunos aunque se les enseñe la luz mil veces, !no quieren verla! Pues siempre hay que tener un ofrecimiento equilibrado para poderla ver!

---

El sabiondo mediático SIEMPRE MIENTE (sea quien sea o esté en la SEXTA o en Marte). Pues el poder mediático (el de la máxima mentira) lo pone ahí.

En cada verdad (que apaleado en sin derechos demuestro), ahí, en cada una, solo me pone mi alma, !y no tengo otra muleta ni otro bastón ni otro apoyo, ¡lo juro! https://twitter.com/OswaldoRoses_/status/858600483413524480 …

José Repiso dijo...

La injusticia jamás se ve con los ojos de quien ya ha negado una injusticia. El cielo jamás se ve con los ojos de quien ya ha negado una estrella. Y la dignidad jamás se ve con los ojos de quien ya ha negado la dignidad de ése que demuestra razón "a solo razón" (sin ningún poder ni ventajismo) y, por lo tanto, la dignidad misma.

---

De una vez por todas, la frase "NADIE CALZA MIS ZAPATOS PARA JUZGARME" (o algo parecido) ampara, escuda o excusa todo el mal posible y, por eso, NO ES ÉTICA, ¡no!, de veras, ni aquí ni en Lima, ni en el Orinoco ni en Marte.
Puesto que, tal frase, deja consentido totalmente (a sangre fría) al mal-sinrazón porque advierte una incapacidad para no consentirlo, claro, ¡en razón eso es falso!
Sí, en razón es falso siempre conforme a que la razón existe o nos sirve para no consentir la sinrazón, sensatamente, y... no me vengan con palabritas ni con manicomios desequilibrados ni con viejos zapatos o trucos enzapatados para confundir.

---

Para no consentir algo (mal-sinrazón-irresponsabilidad), obligatoriamente a ese algo lo has de sopesar-valorar-juzgar en ética, sí o sí, infinitamente sí por ser tú un ser ético. Y nadie hizo un camino de bien o de verdad si empezó el camino mintiendo o mintiéndose o CONSINTIENDO LAS SINRAZONES en cobardía ética o desalmadamente..


SÁBADO, 29 DE ABRIL DE 2017

José Repiso dijo...

Si la sinrazón no es insultable por la razón pues... APAGA EL MUNDO Y VÁMONOS!, ya nada existiría, sería la infinita locura metida en la infinita locura de negación.

4 de marzo de 2017


Los humanos nunca pueden ELEGIR la verdad, pero sí se pasan todas sus vidas eligiendo el taparla (esquivando a sus recursos y a quien la prueba).

---

CUANDO TODO GUSTA, irrebatiblemente ES QUE EL MAL GUSTA.
(Un silencio de los corderos generalizado)

---

El que confunde (o esquiva al demostrador) por seguro ya de su boca no saldrá una verdad,
pues a la verdad hay que ayudarla, no desayudarla

---

JESUCRISTO JAMÁS PASÓ LA MENTIRA POR VERDAD... ¡POR COMPLACER!
Y SI DIGO LO CONTRARIO, MIENTO COMO SINVERGÜENZA.
(y no voy a traicionarme,NO

4 de marzo de 2017,