------Tu alma es lo que ayudas, y tu crueldad lo que impides

viernes, 19 de diciembre de 2014

No existe lucha sin voz, no existe indignación, denuncia o exigencia ética sin voz; así como no existe justicia ni libertad sin grito -o sin llamada sin miedos en alto hacia un camino ético-.
Si lo cedes por el silencio -al que te vendes por comodidad, por no tener miedo o por rentabilidad de unos intereses creados-, ya habrás perdido, habrás perdido la verdadera lucha por la ética.

1 comentario:

José Repiso dijo...

NO HAY NADA INTOCABLE -ni los dioses-,. todo se expone a ser apreciado o despreciado (en libertad y no por la fuerza), halagado o criticado, aceptado o renunciado ¡todo!


¡Nada está intocable!, como imponiendo tu vida y todas las vidas, como dictando