--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

domingo, 25 de diciembre de 2011

LA INFLACIÓN EN LAS FAMILIAS (los mismos o más gastos imprescindibles e impuestos que no van proporcionales a los salarios).
Los golpes duelen a los débiles.

3 comentarios:

José Repiso dijo...

SOBRE LOS INDIGNADOS:

Si ahora hay un porcentaje que rechaza las injusticias o las desigualdades, objetivamente en cualquier siglo que nos ha precedido ese porcentaje existía también y era mayor (mayor porque lo demostraban los conflictos de movimientos sociales).

Sí,la incorporación de la mediatización (medios de comunicación) desde hace más de un siglo, ha cambiado las luchas -en hechos- pragmáticas por luchas de bla-bla no coordinadas, acomodadas -en hipocresía-, fugaces -en ideales- y ya muy débiles frente a las que realizan los poderes establecidos.

José Repiso dijo...

Para tener claro que luchas hay que saber a qué sigues o a quién sigues; esto se ha perdido... porque todos AYUDAN -directa o indirectamente- primero a los mismos mecanismos que crean las injusticias y desprotegiendo totalmente a los que racionalmente actúan por cambiarlos.

José Repiso dijo...

Los mismos mecanismos que crean las injusticias corresponde a SU JERARQUÍA DE PODERES que permanece intacta (poder económico, Iglesia -o poder religioso- e intereses de segregación). Pues los tres se salen siempre con la suya, ¡ahora nunca son vencidos! Pero, antes sí: durante cualquier época eran vencidos en parte muchas veces.