--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

sábado, 29 de octubre de 2011

LA VIGA EN VUESTRO OJO
Todas las grandes discográficas tienen casi todo el trabajo de PUBLICIDAD hecho gracias a casi todos los internautas, todas las mafias de trata de blancas -o que viven consecuentemente de la demanda del sexo- tienen casi todo el trabajo de PUBLICIDAD hecho gracias a casi todos los internautas, todas las grandes multinacionales de productos digitales tienen casi todo el trabajo de PUBLICIDAD hecho gracias a casi todos los internautas, todas las otras multinacionales, todos los grandes empresas mediáticas (sobre todo ellas que poseen TODOS LOS RECURSOS y aun los memos a su disposición para que sea infalible eso): pero ¿cómo se defienden los débiles de siempre, pues DEBAJO DE LA SOMBRA Y DE LA DESPROTECCIÓN de todo eso, con lo mismo o lo mismísimo, con la miseria ante la gran hipocresía de los que les prometen algo -pero éstos ayudan primero en pragmatismo a todo lo anteriormente señalado-.

11 comentarios:

José Repiso dijo...

EL MISMO CUENTO
Los sinvergüenzas siempre empiezan con el mismo cuento: hacemos el bien mientras nos cebamos y justificamos la crueldad que no se exhibe.
El sueño americano empezó con el mismo cuento: vamos a ayudar; luego, por allí y por allá aparicieron miles de ONGs y de santistas mientras que el país más justificaba las crueldades que él mismo provocaba.
Los países europeos empezaron con el mismo cuento: más ricos y más recursos y más programas se hacía de supuestos benevolentes mientras más injusticias provocaban. Como si el bien fuese ya una crueldad dulcificada, y ¡tanto! que vende tan bien como lo propagan los cuatro sinvergüenzas que imponen todo controlando los medios. Ya los caciques han cambiado, ahora existen los caciques de los medios de comunicación previa cara santa bien vendida para que salga todo el negocio bien.
Internet y Facebook empezó con el mismo cuento: vamos a comunicarnos y que salga todo bien -el de los mismos- mientras de sobra se sabe que siempre el ochenta por ciento -de los que están mal- nunca tendrán acceso a Internet para simplemente decir que "están mal". Pero la frivolidad de Internet "se muestra", ¡es casi total (hablan de sus mimeces y musiquitas, bien, y de bla-bla, pero ¿de qué?)
Ya veréis cómo las leyes de la adoración a la imagen y del narcisismo se impondrán.

¿Qué número de fans tiene Liu Xiaobo?, pues casi nada.
Y ¿cuántos cualquier tontuelo -que no sabe lo que dice- de la mediación?
Pues ¡millones!

Vinelli dijo...

SÍ, LOS ENGAÑOS MÁS FUERTES DE LOS MÁS FUERTES Y A SU VEZ HIPÓCRITAS CAUSANDO INJUSTICIAS SIEMPRE IMPERAN,,,,


¡EL MUNDO ESTÁ MONTADO ASÍ GRACIAS A ELLOS!

Vinelli dijo...

...Y UTILIZAN LO QUE EL PODER HA UTILIZADO SIEMPRE: HACE UN POCO DE BIEN (COMO CEBO)DIFUDIENDOLO MUCHO A COSTA DE MUCHO MAL DIFUNDIENDOLO POCO...

José Repiso dijo...

Yo nunca he deseado que algún español me lea.

PROYECTO RAÍCES dijo...

Todo el que ha valido la pena porque HA DICHO ALGO, Larra, Machado, Lorca, Cernuda, Hernández... fueron exterminados por los españoles.
NO HAY SOLUCIÓN.
Los que exterminan la dignidad no se dan cuenta que exterminan la dignidad y sus morales están basadas ya en la HUMILLACIÓN.
Solo queda sufrir y sufrir

José Repiso dijo...

Siempre he procurado, con total meticulosidad y consecuencia, que hasta el último céntimo que haya ganado en mi vida tenga una procedencia absolutamente limpia y honrada, o que no provenga de especulación, de engaño, de usura o de no sudarlo con total decencia.

Lo contrario de la mayoría que, con total probación, mucho dinero de ellos tiene procedencia de esos mecanismos señalados y no honrados ni limpios.

Anónimo dijo...

Por qué no quieres que te lean los “españoles”….? En “esto” (España), hay gente tan honrada como lo puedes ser tú. No metas a todos los de “esto” en el mismo saco.

José Repiso dijo...

¡Ah!, quise decir indecente y cínico o hipócrita... español; y hablé de deseo, no de reflexión. Al igual que alguien desea algo, y es solo un deseo.
A propósito de honradez, decencia, etc., deben practicarse -en HECHOS- siempre; puesto que todos han sido honrados alguna vez en sus vidas y no siempre a lo largo de todas sus vidas. Son dos cosas muy diferentes.

Por otra parte, EN HECHOS, nadie demostrará jamás que yo haya hecho pagar a justos por pecadores -ni mucho menos que utilice una doble moral por conveniencia-, si es a lo que te refieres. Lo del "saco" es algo ya muy tópico -con sus trucos- que no suelo utilizarlo.

Anónimo dijo...

No dudo ni de tu honradez ni de tu decencia, pero no has contestado a mi pregunta… ¿Por qué no deseas que te lean tus compatriotas?

José Repiso dijo...

Los deseos -o la mayoría- son inescrutables, no están para la racionalización, o se hacen así: ¿por qué deseas más una rubia que una morena?, ¿por qué deseas una corbata y no otra?, ¿por qué deseas acariciar a un pequeño gatito y no a un león?....

Por otra parte, cada cual tiene su concepto de patria; y lo veo ético porque, precisamente este concepto, ha sido el más manipulado y utilizado por los poderosos..., y para justificar guerras, segregaciones, etc.

Más claro, las últimas guerras solo están basadas en la perversión del concepto de patria, que lo justifica ¡todo!

Anónimo dijo...

Entonces eres un apátrida... ¿Cierto?..