--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

miércoles, 13 de abril de 2011

FEMINICIDIO

3 comentarios:

José Repiso dijo...

En el mundo NO EXISTE ningún problema, ¡¡¡absolutamente ninguno de una forma nada más que objetiva!!!, sino sólo los que se forman de la confusión, de la total mentira, de la intolerancia evidente (pues impiden la razón), de la manipulación, del abuso de poder del tener recursos de poder, de los mismos intelectuales y de esos que precisamente se creen buenos.
Eso es así ahora, hoy, y mañana. Por imposición de sólo ELLOS (¿cuándo les ha sido válida la razón o la digna tolerancia o la ética en su fondo?, ¿cuándo?); y luego, por más cara dura y por más perversión y cinismo, se atreven a decir que los dictadores son malos (sin mirarse hacia adentro) o se dedican -con interesados halagos o "peloteos"- a la buena rentabilidad con sus siempre "buenistas" montajes manipuladores.
¡Basta ya!

----------

En una sociedad de millones de seres humanos, sí, hay muy pocos que sean buenos de verdad, también muy pocos que sean genios de verdad, etc.; pero, aun así, hay poquísimos que sean valientes de verdad, y... sólo estos son los que cambian de verdad las cosas y el mundo, no otros.

José Repiso dijo...

La locura es irremediablemente "causa" y "efecto" de la sinrazón y de la falsedad (falta de consecuencia con la realidad); así que es tal medio o CULTURA (no es otra cosa) que la favorece. Por eso, a propósito, hay grupos, corporativismos e incluso países (como España en tantos hechos) que la producen para destruir valores y dignidades.

Pero... mezquinamente, los que están con esa peste mental, presumen de lo que carecen (al igual que Pinochet y Franco que decían que tenían mucha "conciencia"), y su total locura la pintan -con todos los sucios medios de manipulación- de... rosa.

José Repiso dijo...

No sólo la muerte no tiene arreglo (aunque ésta sólo hace daño una vez), sino los ultranazis españoles (que pillamente desean -por gusto- que no se les llame lo que únicamente les define, algo ya peor que todo lo peor) a infinita mentira y a daño selectivo y exterminador; eso, nunca les he visto algo justo en toda mi vida, ¡nunca!, porque... no lo pueden hacer por mierda irremediable.