--------------Cuando no se le ayuda a la verdad, la mentira se impone (y sus daños).

miércoles, 4 de enero de 2012

CON TANTO CINISMO E HIPOCRESÍA SE JUEGA SUCIO HASTA CON UNO MISMO, pues ¿quién honra al amor mismo?, ¿a lo digno?, ¿a lo justo?  Pero, dejando pasar todo, se apegan a la mierda o a la cobardía moral.
Y no reconocen nada que no esté ligado al juego sucio, a las influencias y a las apariencias; así es, es el tiempo del no reconocer (y si no ven quién hace "el bien", claro, ya no lo reconocen..., burlándose con  ignorancias enfermas,  lo desprecian).

1 comentario:

José Repiso dijo...

Los medios españoles SIGUEN IGUAL: mentira, mentira y más mentira, espectáculos mentira, bobadas, estupideces, tontos-sinvergüenza a todas horas y cínicos totales hasta el límite.
¿Qué es para ellos CONCIENCIA, RECONOCER, DIGNIDAD, etc.

Pues... ¡NADA!