------Tu alma es lo que ayudas, y tu crueldad lo que impides

viernes, 31 de enero de 2014

Aplicando poder (mediático, político, económico, religioso o corporativista) jamás se aplica razón-ética, sino ante todo poder -y sus inevitables abusos-.
Atendiendo a algún poder jamás aplicas estrictamente ni razón ni ética, es decir, ayudas a la mentira.

martes, 28 de enero de 2014

La intolerancia siempre empieza por esquivar a la verdad; entonces, eso garantiza una sobreprotección para unos que equivale a una infravaloración de las voluntades de otros.
Unos cogen un reinado mediático por encima de los otros o, incluso, de cualquier sensatez.

lunes, 27 de enero de 2014

¿Qué es ética?

El saber actuar en cada momento -porque hay una preocupación sensata o racional en ello- beneficiando a los demás, en función de sus mínimas necesidades y de sus derechos.

Ética no es actuar con solo buenas intenciones, ya que se ponen en riesgo sus principios en donde lo importante es precisamente el saber aplicarlos, no que tú tengas una buena intención u ocurrencia.
Ética no puede amparar jamás alguna restricción de lo racional; por lo tanto, si censuras, si silencias, si marginas, si no reconoces, si maldignificas, si insistes en el errorsi eludes lo racional, no eres ético por mucho perfume que le eches.
Es siempre saber beneficiar a las prioridades mínimas de los demás.
Si "85 personas tienen tanto dinero como la mitad población mundial. El 20% más rico gana 7,5 veces lo que el 20% más pobre en España"  (Oxfam),  ¿qué han hecho por la justicia social al fin y al cabo?
¿Para qué sirve tanto rodeo y rollo sucio y buenismo diabólico de ellos?
La gran mentira es: "Se ha vivido por encima de las posibilidades". Pero la razón dice que, antes de la crisis, la mayoría ha vivido con unas posibilidades económicas lícitas y, por eso, válidas humanamente. Por el contrario, los poderes fácticos sí han vivido -y claramente se han ENRIQUECIDO- con unas corruptas posibilidades.
Lo que permitió las corruptas posibilidades es el problema.

jueves, 23 de enero de 2014

Mientras exista la realidad, existirá la verdad. Si la realidad no necesita que la busques, la verdad tampoco. Pero, la realidad, sí se puede negar en desequilibrio; y lo único que nunca la niega es la verdad. Así es, tu máximo conocimiento de lo real es confirmado por tu mínimo negar lo real.
El único peligro consiste en dejarte llevar por los negadores y por los cegadores -interesados o manipuladores o fanáticos-.

miércoles, 22 de enero de 2014

Hay solo dos cosas que nunca obedecen ni obedecerán al ser humano -por mucho poder o ignorancia que tenga éste-, y son: la realidad y la razón. Por lo tanto, son las dos cosas únicamente objetivas, es decir, que el ser humano no puede corromper o manejar a sus intereses y antojos.
La realidad no tiene amigos ni la razón tampoco. A ningún animal se le ocurre decir que cree que la realidad es algo, sino la acepta sin concebirla con una concepción extrínseca o ajena a ella -por eso tiene un equilibrio exacto o natural-; por el contrario, el ser humano cree que cada hecho real es algo, o sea, cada elemento real lo cree como algo ajeno a ese mismísimo elemento real (la tierra la cree como propiedad o negocio, la vida la cree ya como un protagonismo de deseos creados, sus necesidades básicas las cree con trascendencia social, etc.)

martes, 21 de enero de 2014

Ante un libro tiene un niño el riesgo de ser manipulado y, ante un medio de comunicación, también. El aprendizaje a través de otros seres humanos siempre adoctrina en forma de inculcación de intereses dominantes de una cultura.

Un aprendizaje inteligente jamás se hace por leer mucho o por adquirirse conocimientos a mansalva, sino por una capacidad crítica por poner a prueba cada conocimiento antes de darlo por válido -porque sea racional-.

lunes, 20 de enero de 2014

Si no sabes lo que es razón -porque no la permites-, ¿cómo vas a defender la razón?; si no sabes lo que es justo -porque lo concibes con demostrables sinrazones-, ¿cómo vas a defender lo justo? o ¿cómo vas a ver lo injusto?
O ¿cómo vas a respetar lo justo?,  si no lo sabes.
¿Cómo vas a evitar hacer o ayudar a lo injusto si no ves lo injusto porque jamás cuidas lo justo y ni siquiera algo racional?

sábado, 18 de enero de 2014

Al que no le importa la verdad (con el único método objetivo que hay para conseguirla: la razón), ¿qué puede ya importarle?
Sí, a sin alma, toda su vida consiste en trabajar para una falsedad de fondo, en representar un gran montaje inhumano o destructivo.
Pero les da igual -ya tienen la capacidad para imponer a sangre fría, que es lo que esperaban tener por... beneficios, como los escritores españoles-.

jueves, 16 de enero de 2014

Por inculcación mediática tú estás equivocado a un cien por cien y seguirás equivocado sin interés o conciencia por lo contrario. Por ejemplo: A los niños y a todos -por  películas y culebrones literarios- se les ha inculcado una heroicidad de piratas que moralmente se les aprueba mucho; eso es, pero los piratas equivalen a los mismos que son terroristas ahora - personas que tanto destruyen sin ley, sin ejemplaridad y sin escrúpulos-.
En conciencia o en responsabilidad, ¿se le ocurriría ahora a alguien poner a talibanes o a etarras de héroes e inculcarlo? Pues muchas de estas cosas están protegiendo muchos como si nada.
Sin rodeos y directos a la mismísima verdad, luchar contra cualquier sinrazón durante toda tu vida supone mucho sufrimiento y una reducción de muchos beneficios vitales (derechos, protecciones, rentabilidades por simpatías con el poder o con tendencias dominantes, eso,  repartos de sus botines, mínimo desgaste al grato lameculismo o complacencia, etc.).
Porque, al luchar contra una sinrazón premiada o amparada socialmente, tú pierdes toda protección, tienes que renunciar a demasiadas métodos usados habitualmente - y que a los demás benefician- y, a eso, tus recursos de supervivencia se destinan siempre por un mayor desgaste.
Mientras, el que se alía con una sinrazón, todo eso se lo evita, tiene toda la vida beneficios y mínimas dificultades de esa sinrazón, y además incontables facilidades porque ninguna protección pierde y a nada tiene que renunciar y sus recursos de supervivencia ya los dedica a tener éxitos, trepando muchos escalones socialmente.
El que lucha contra las sinrazones es, objetivamente, quien hace el bien en el mundo; y, siendo así, debe -en un imperativo ético- tener todo tipo de protección que exista
Pero ocurre lo contrario, exactamente lo contrario ante los escritores españoles del diablo, corruptos de ética; pues lo podrido  tiende siempre a pudrirse con todos los mecanismos de contumaz engaño y juego sucio, hasta lograr pudrir todo lo que pueda. Ellos impiden, tapan, anestesian.

miércoles, 15 de enero de 2014

Quienes ya están predeterminados por la sinrazón, no van a abandonarla por nada y, por eso, lo adaptan todo a que únicamente se imponga sin más
Entonces, todo vale menos ayudar a quien razona, menos ayudar a quien defiende -sin intereses de poder o sin sinrazones- la ética, menos ayudar a quien ha luchado toda su vida denunciando injusticias que ellos mismos cometen. Sí, porque protegen mucho, pero solo desprotegiendo a la verdad.
Los intelectuales españoles son el desarrollo y la consumación del nazismo absoluto -total o infinito o insuperable- porque, con total demostración, IMPIDEN LO RACIONAL SIEMPRE. Pero, ¡no se enteran!, no, son HdP, nazis y bestias de la total crueldad, y ¡no hay nada que hacer!, ¡jamás!, ¡infinitamente jamás!
- No se puede respetar a través de la irracionalidad.
- No se puede seguir ni realizar nada ético sin la racionalidad.
- No se puede humillar totalmente al que demuestra -porque eso es irracionalidad y monstruosidad-, pero ¡no se enteran!, a exterminio.
De lo que sí se enteran es de seguir IMPIDIENDO TODO lo que sea claro, lo que no confunda, lo que demuestre sin mediación y trucos de poder, eso que se esfuerce mucho sin tener lameculos o ya sea íntegro éticamente en la práctica -COHERENCIA-. Pero, ¡lo impiden! que para eso son y serán infinitamente los nazis de la monstruosa impunidad que imponen, con total probación y sin alguna duda. ¡Jamás me han permitido nada!
El escritor español siempre es nazi, jamás ha ayudado a algo que no sea nazi -Hitler es un aprendiz, alguien totalmente inocente con respecto a la crueldad infinita de él-.
No existe bien sin verdad y no existe luz sin claridad. Por eso, algunos, demostrando que no quieren el bien, no quieren la verdad  rápidamente yéndose a cualquier frivolidad, al negacionismo dictador -pues negar es más fácil que reconocer o aplicar ética- y al desprecio o al nunca valorar al que aclara o demuestra -alineados a intereses, le exterminan y le exterminarán siempre la dignidad-
La verdad no tiene intereses; es verdad incluso sin intereses.

martes, 14 de enero de 2014

Religión nunca es lo mismo que ética. Mientras, una religión, justifica todas las sinrazones de los que mandan o dirigen en esa religión, la ética no justifica jamás una sinrazón. Así es. Y, también, los que siguen a una religión, obedecen fanáticamente -sin atenerse a sensatez, a equilibrio racional o a razón- a los que mandan en esa religión; por eso, casi el cien por cien de la injusticias del mundo han sido provocadas por la promoción que la religión ha hecho -en claro desequilibrio- de la sinrazón.
Durante toda la historia, con miles de pruebas y documentos al frente, únicamente los representantes de la religión son los que perseguían y prohibían la racionalidad, sin algún escrúpulo.
¿Qué es ética?

El saber actuar en cada momento -porque hay una preocupación sensata o racional en ello- beneficiando a los demás, en función de sus mínimas necesidades y de sus derechos.

Ética no es actuar con solo buenas intenciones, ya que se ponen en riesgo sus principios en donde lo importante es precisamente el saber aplicarlos, no que tú tengas una buena intención u ocurrencia.
Ética no puede amparar jamás alguna restricción de lo racional; por lo tanto, si censuras, si silencias, si marginas, si no reconoces, si maldignificas, si insistes en el errorsi eludes lo racional, no eres ético por mucho perfume que le eches.
Es siempre saber beneficiar a las prioridades mínimas de los demás.

sábado, 11 de enero de 2014

La verdad es eso que no permite las mentiras; pues, para demostrarlo, lucha contra ellas a través de las reglas objetivas de la razón-ética, ayudando a los hechos coherentes con ellas.

No, no eres bondadoso si sigues a cualquier impostor bien o al bien que no te demuestran -y no al objetivo bien, sin mentiras o palabrerías-.
GENOCIDAS ESPAÑOLES DE LA COMUNICACIÓN

Todo genocidio se ha hecho a través de los medios de comunicación (la propaganda a la alineación nazi, la inducción a matanzas en Uganda, la exaltación nacional-excluyente en otras persecuciones genocidas, etc.); por lo cual son instrumentos esenciales para que se realicen las diferentes variantes del genocidio (exterminar a una parte humana de otra condición natural o ideológica).
Claro, se presentan como instrumentos de "comunicación" pero, precisamente, la comunicación racional o ética brilla por su ausencia o desprecio o está perseguida  y, por eso, se va desarrollando cada vez más una comunicación en evidencia cínica y perversa en machacar la capacidad de conciencia -revestida de buenismo por estrategia- que siempre llega a la misma meta: a la irracionalidad. ¿Qué han hecho miles y miles y miles de medios de comunicación para evitar -enseñando sensatez y cautela- la crisis? Pues... ¡nada! ¿Y para evitar grandes catástrofes del cambio climático? Pues... ¡nada!
Cierto, son un instrumento de PUBLICIDAD DE INTERESES, pero no de racionalidad; porque impiden radical o totalmente la racionalidad.
Sí, un arma es un  instrumento que no siempre se utiliza para matar pero, lo que es seguro, es que no se utiliza nunca para no matar: para la racionalización. Y algo así les ocurre a ellos que, por impedir racionalidad, la consecuencia segura es... irracionalidad -caldo de cultivo de una persecución o exterminio cualquiera-. El llevar a la extrema pobreza a muchos en el mundo es, objetivamente, un exterminio o el claro resultado de las acciones que se hacen
Delincuencias de reincidencia crónica
Ya, en la era digital, todos los antiéticos tienen su cadena televisiva; los que no tienen poder no, los indígenas que tan desprotegidos están no, los millones que viven en la miseria no, los que son ninguneados y pisoteados todos los días no, los que reclaman lo que les han robado tras pagar tanta hipoteca y quedarse -al final- sin dinero sudado y sin casa no, los niños prostituidos no, las grandes víctimas de la guerra no, sino únicamente los que tienen algún poder (dinero, secta, grupo amplio de fanáticos o de locos, un periódico de riquetes, los que son respaldados por recursos públicos, por integrismos religiosos, por bancos, por multinacionales, etc.). Y lo peor es que, el cien por cien de lo que dicen, es mentira total; o sea, precisamente lo que ellos llaman: "verdad" (ya llenísima de buenamierda para que así lo parezca).

viernes, 10 de enero de 2014

España ha dado a la ética -o a mí- lo mismo que ETA, lo mismo que todos los terroristas juntos, lo mismo que todos los nazis juntos han dado a la ética. España es ABSOLUTAMENTE así.

Valoración a lo Auschwitz.

 El saber valorar o la valoración sin que te dejes atrás unos grandes esfuerzos demostrados es la ESENCIA del alma humana; pues bien, los escritores españoles únicamente valoran "a lo Auschwitz" y crean su gran imperio de mentiras e insensibilidades con beneficios para sí solos, y que otra cosa quede en Auschwitz. Ellos crean su sistema de valorar para ellos, y... nada más.

miércoles, 8 de enero de 2014

Existen una serie de seudosabidurías de andar por casa, de la mediocridad  y del rumor tendencioso que siempre JUSTIFICAN LA SINRAZÓN; sí, jamás están fundadas en la razón, sino en unas culturas que han inculcado unas "verdades" de antemano dadas.
Cierto, ¿qué cultura no está contaminada de una visión antrópica de todo, de un machismo en el establecimiento de la norma social o de un chovinismo antepuesto a la hora de proteger derechos universales?

lunes, 6 de enero de 2014

Los que gobiernan en España están absolutamente convencidos de todo lo que aún no ha ocurrido (de que ya no hay recesión, de que va a haber paz, trabajo, etc.) , a mentes mesiánicas. Todo es por convencimiento total, a sin duda y por decreto de creencia.
El "cree o muere" de antes ha trascendido con otras imposiciones.

sábado, 4 de enero de 2014

La mayoría de las cosas que hay en la realidad no gustan; pero muchos educadores -con el fin de enseñar conocimiento y realidad- solo prefieren decir o enseñar   
lo que gusta  -por un cercenado aprendizaje-.
Lo que gusta al poder tendrá muchos lobbys para que te lo enseñen.

viernes, 3 de enero de 2014

Todas las sinrazones interesan o todas dan buenos beneficios a partir de la desigualdad y de la indignidad (pues de la igualdad o del reconocer la razón no son posibles rentabilidades individuales o grupistas); por lo tanto, van a seguir apoyándolas, por tal negocio implacable a justificaciones de todo, a almas vendidas y, los escrúpulos, a cotorreos, les resbalan.
Y lo imponen todo, ¡eso precisamente no se les olvida nunca!

miércoles, 1 de enero de 2014

El poder siempre te prepara o te impone el camino para que tú lo sigas -te condiciona para sólo elegirlo a él-; por el contrario, el que juega limpio te lo enseña -te enseña un camino racional-ético y limpio-. Por eso, tú siempre te formarás de mentiras, porque te dejas llevar por él, por lo grandioso de sus infraestructuras de mentiras, de mediaciones de toda espectacularidad y prepotente colorido. Tú nunca ni ayudas ni ayudarías a un Galileo, sino a un soplagaitas de mierda o a lo que te vendan a sinrazón por el alma.
Lo que se forma con mentiras, no esperes que críe una verdad.